miércoles, 29 de febrero de 2012

"Los políticos no quieren saber lo que realmente pasó el 11-M"



  • Antonio Huertas
    29 FEB 2012 | Santiago Mata/La gaceta

  • Antonio Huertas, autor de ‘Madrid, trama de un jueves siniestro', reflexiona en su novela sobre los atentados terroristas.
    ●Hallan restos de uno de los focos de explosión del 11-M

  • Nacido en Jaén en 1952, Antonio Huertas Abolafia es licenciado en Derecho e inspector de Hacienda. Su primera novela publicada, Madrid, oscura trama de un jueves siniestro (Buenaventura Editorial) parte de los sucesos del 11-M.

    -¿Por qué el trasfondo del 11-M?
    -Porque me causó una gran impresión. Ese día yo iba en un tren y nos hicieron bajar de él en Pitis, al producirse los atentados. Se me quedó marcado, y pensé que podría haberle pasado a cualquier usuario del tren.
    -¿Critica a los políticos de todo signo?
    -Sí. Creo que no quieren saber lo que realmente pasó, no ponen los medios.
    -Su profesión se refleja en la novela. ¿Hay tanto fraude?
    -Sí, mucho.
    -¿La sociedad es hipócrita respecto al 11-M?
    -Nos olvidamos pronto de las tragedias que no nos afectan directamente.
    -¿Con qué le gustaría que se quede el lector?
    -Con que siempre hay algo que hacer, que se haga justicia. Que no nos podemos olvidar de la gente que sufre.
    -¿Debería continuar el juicio sobre los atentados?
    -A todo el mundo le da igual. No paran de salir datos sobre el 11-M y un juicio que parecía que iba a sacar una parte que se había escondido, ha sido archivado.
    -¿Hay algún sistema que le parezca más justo?
    -El norteamericano, es más objetivo.
    -¿En el mundo cultural existe también esa hipocresía en vez de denuncia y decir la verdad?
    -Hay demasiado apego al poder. Entre las personas que representan la cultura no hay una crítica social.
    -¿La cultura es servil respecto a la política?
    -Muy poca gente es capaz de mostrar su disconformidad abiertamente. Está sujeta a las consignas de una ideología.
    -Sin embargo, el pueblo parece buscar la verdad.
    -Sí, pero la gente tiene poca influencia. Sólo podemos votar cada cuatro años. Ahí se acaba nuestra influencia.
    -¿Qué solución ve?
    -Soy pesimista, pero siempre queda una llama de esperanza de que haya alguien o algo que nos despierte a todos y que nos empuje a luchar contra la podredumbre.
    -El costumbrismo presenta al español como persona que hace trampas. ¿Cómo cambiarlo?
    -Hay una mala división de poderes.
    -En EE UU los ciudadanos vigilan al Estado, aquí el Estado vigila a la gente, ¿no se siente vigilante por su profesión?
    -Desde el punto de vista de los impuestos nos corresponde vigilar que las personas paguen sus impuestos y hay bastante fraude.
    -¿Qué proyectos tiene ahora?
    -Estoy escribiendo otra historia con los mismos personajes pero no dejo el 11-M, y espero continuar la trama de esta novela, con otras historias que pueden completarla.
    -¿El 11-M es un trauma oculto como la Guerra Civil, que queda como no resuelto?
    -Creo que todos estamos atentos siempre que surge alguna noticia sobre el 11-M y tenemos la esperanza de que se resuelva.
    -¿El olvido no es consecuencia de una mentalidad según la cual cada uno es culpable de su mala suerte?
    -Hubo intención de hacer daño. La mala suerte le tocó a las personas que tomaron aquellos trenes, pero cualquiera podía haber sido víctima. Fue como un shock para toda la sociedad, pero es cierto que se ha olvidado.
    -¿Existen instituciones que se salven de esa apatía general que parece afectarnos a todos?
    -No, el tiempo hace que nos volvamos apáticos todos, el 11-M queda ya muy lejos y el tema se va olvidando.
    -En su novela se muestra también contrario al aborto. ¿Es también consecuencia de la apatía y la hipocresía?
    -Estoy en contra del aborto porque me parece tremendo matar bebés. Me quedé muy impresionado después de ver un reportaje de televisión en el que mostraban cómo se llevaba a cabo.

Los etarras que colaboren con la Justicia serán beneficiados


  • FERNANDO LÁZARO MADRID
  • 29/02/2012 PORTADA/El Mundo
  • Interior comunica a las víctimas que se primará a aquéllos que ayuden a resolver los crímenes no aclarados de ETA

    ¡Hay margen, hay margen! exclamaba Zapatero inaugurando la legislatura del despilfarro desbocado. ¡Hay margen, hay margen!, replicaban presidentes, consejeros, alcaldes y concejales socialistas por toda la geografía nacional mientras tiraban el Estado por la ventanaEl Gobierno exigirá el máximo legal a aquellos presos de ETA que pretendan acogerse a beneficios penitenciarios. Y entre esas exigencias estará, no sólo pedir perdón a las víctimas de sus actuaciones y desmarcarse claramente de las directrices de la organización terrorista, sino también colaborar con la Justicia en el esclarecimiento de los crímenes que quedan por resolver.

    El ministro del Interior, Jorge Fernández, explicó ayer que el Ejecutivo exigirá una colaboración plena a los etarras para que identifiquen a los autores del centenar de asesinatos de la banda aún por resolver. El ministro se reunió ayer con las federaciones autonómicas de víctimas del terrorismo, a las que trasladó su intención de que «de la derrota de ETA se pase a su desaparición». Fernández insistió en que el Estado de Derecho «no va a bajar la guardia».

    El ministro del Interior sacó su tono más contundente ayer contra ETA. Tras mantener un encuentro con víctimas del terrorismo, Jorge Fernández reincidió en exponer las condiciones que fija la ley para que los etarras puedan acogerse a beneficios penitenciarios. Pero ayer fue un paso más allá y dejó claro que la intención del Ejecutivo es exigir a los terroristas que están cumpliendo condena en prisión que colaboren con la Justicia para aclarar los cientos de crímenes que quedan por resolver.

    Fernández insistió en que los presos que quieran acogerse a beneficios penitenciarios deben pedir perdón a las víctimas, romper con las estructuras etarras y colaborar con la Justicia cuando sean requeridos. Y en esa colaboración incluyó la exigencia de que ayuden a esclarecer la autoría de los asesinatos pendientes. «ETA está derrotada. Pero no podemos cometer el error de bajar la guardia, y no la vamos a bajar hasta que se disuelva». El titular de Interior argumentó que desde el Gobierno se actuará siempre en marco de la ley para poner fin al terrorismo.

    El ministro se reunió ayer con las federaciones autonómicas de víctimas del terrorismo. Tras el encuentro, Fernández compareció ante la prensa. A la pregunta de cómo valora el hecho de que una víctima tan significada como Toñi Santiago, madre de la niña Silvia asesinada en Santa Pola, se haya dado de baja del Partido Popular al considerar que la estaba «traicionando», optó por la prudencia. «Siempre voy a estar con las víctimas del terrorismo, con todas y cada una de ellas. La política del Ministerio va a estar encaminada siempre a la disolución de ETA y a dar amparo a las víctimas».

    «Mi más absoluto respeto y comprensión, esté de acuerdo o no con ella; pero todos mis respetos hacia quien ha perdido lo más preciado».

    El ministro defendió a capa y espada el acuerdo alcanzado con prácticamente todo el arco parlamentario la pasada semana sobre el final de ETA y defendió la decisión del Ejecutivo de no iniciar un procedimiento para ilegalizar las formaciones de la izquierda abertzale Bildu y Amaiur.

    El ministro explicó una vez más que los informes aportados tanto por la Fiscalía General como por la Abogacía del Estado no consideraban viable actuar en estos momentos contra Amaiur y contra Bildu. «Hubo una sentencia del Tribunal Constitucional en la que se las legalizaba y, nos guste o no, el Gobierno tiene que respetarla», indicó el titular de Interior que, no obstante, aclaró que tanto la Policía Nacional como la Guardia Civil siguen con lupa todos los movimientos de las formaciones de la izquierda abertzale, por lo que no descartó que si las circunstancias varían considerablemente se pueda estudiar una iniciativa judicial tendente a su ilegalización. Pero, insistió, «ahora haríamos un flaco favor a la democracia si iniciamos un proceso de ilegalización con los informes que tenemos sobre la mesa».

    El ministro aseguró que cuenta con informes que desaconsejan iniciar esa vía en la actualidad. «Ahora, lo que falta es que pasemos de la derrota de ETA a su disolución», aseveró Jorge Fernández.

    Las declaraciones del titular de Interior se producen cuando el mundo de las víctimas se encuentra muy agitado. Han sido varias y muy representativas las voces que han cuestionado las últimas declaraciones de miembros del Gobierno en materia antiterrorista y han denunciado un giro en lo que hasta ahora había sido su línea de dureza contra ETA. La decisión del Partido Popular de no secundar con sus votos la propuesta de UPyD de abrir un proceso para la ilegalización de las formaciones abertzales aumentó la dudas.

    Pero el ministro insistió ayer en que las Fuerzas de Seguridad del Estado no han bajado ni van a bajar la intensidad en la lucha contra ETA. Enumeró las últimas actuaciones tanto en España como en Francia contra los miembros de la organización terrorista y aseguró que de ninguna de las maneras se cruzará la línea de la ley para alcanzar el final de la organización terrorista.
  • INMA CASTILLA DE CORTÁZAR
  • 29/02/2012 ESPAÑA
  • ¿Qué le falta a ETA por conseguir?

    La negociación con ETA de los gobiernos de Zapatero, negada con reiteración pero ejecutada implacablemente, sumergió a nuestra democracia en un descomunal sumidero. El Gobierno socialista presionó en todas las direcciones (Tribunal Constitucional, Audiencia, Parlamento Europeo, opinión pública…) y logró una tolerante posición del partido de la oposición, ahora en el Ejecutivo y comprometido a «gestionar el fin de ETA», que en modo alguno es su derrota, sino la legitimación de sus objetivos políticos y «el borrón y cuenta nueva». Es decir, la impunidad que Amaiur denomina los «problemas técnicos».

    Hoy podríamos tener motivos de esperanza porque han concluido las dos legislaturas terribilis del presidente Zapatero, despegadas con el atronador y turbio contexto de los atentados del 11-M; sin embargo, nos sobran motivos de preocupación. Después de las dos pasadas legislaturas, ETA ha recuperado legitimidad, acceso a las instituciones, financiación millonaria, y mucho poder: sólo con los ayuntamientos que controla gobierna a 703.000 ciudadanos (un tercio del censo vasco) y se ha convertido en la primera fuerza en el País Vasco con Amaiur. Y el nuevo Gobierno, con una aplastante mayoría, se preocupa de la crisis económica -cosa que en absoluto le afeamos-, pero en esta capital prioridad de nuestra democracia se limita a decir que «ni ha pactado, ni pactará con ETA» y que su «única hoja de ruta es el cumplimiento de la Ley».

    Lo malo es que el Gobierno socialista introdujo modificaciones en el Reglamento de Prisiones que satisfacen extraordinariamente a los presos de ETA, que esperan confiados su turno. Tanto es así, que a los diputados de Amaiur les parece que para el «problema de los presos» basta con la «aplicación de la actual legislación penitenciaria». Ya están previstos los cauces tramposos para las excarcelaciones y los acercamientos.

    Por otra parte, en breve se pronunciará el Tribunal Constitucional sobre la doctrina Parot. Si el TC falla favoreciendo a los presos etarras -que, visto lo visto, no nos extrañaría- el Gobierno de Rajoy ya tendría la ley en la mano para ir reinsertándoles uno a uno.

    ¿Qué le falta a ETA por conseguir? Que no se haga nada, y lograr la impunidad uno a uno… Así, tendremos a Arnaldo Otegi de lehendakari dentro de un año (marzo de 2013). Y como nos anunció Jesús Eguiguren en su apología (2010) sobre la necesidad de que ETA-Batasuna volviera a las instituciones: «Allí en las instituciones vascas, entre vascos, con los partidos vascos… llegar a un acuerdo que España no toleraría».

    Este pretendido «fin de ETA» es un espejismo que procura que los terroristas y su entorno se incorporen a la «normalidad democrática», sin solución de continuidad y con ventajas penitenciarias y políticas. La realidad es que esto es una anormalidad, una patología de la democracia, que nos ofrece una paz que prostituye la libertad. ETA no pretende su rendición sino el poder.

    ¿Qué conclusión sacamos los vascos que llevamos tantos años peleando por la libertad? Que el Partido Socialista de Zapatero y Rubalcaba ha vendido el País Vasco a ETA, al empeñarse en contentarla… haciendo lo que siempre hizo el PNV: ceder para «rentabilizar» colocándose en la posición de «moderados». Y, en el caso del PSOE, en la posición de que sólo ellos pueden gobernar una España resquebrajada.

    Inma Castilla de Cortázar es presidenta del Foro Ermua.
  • MADRID 29/02/2012 ESPAÑA
  • Barcina denuncia que Bildu sigue usando el miedo

    Sostiene que la órbita de ETA quiere imponer sus planteamientos políticos

    Los anuncios generales, los cambios de situación en relación con ETA, no tienen el mismo efecto real en todas partes. En la vida cotidiana, las cosas continúan resultando difíciles en muchos lugares de Navarra y así lo denunció ayer la presidenta de la Comunidad Foral, Yolanda Barcina. Según Barcina, «Batasuna, Bildu y Amaiur, esas marcas que no han condenado el terrorismo, siguen utilizando el miedo para imponer sus planteamientos políticos» y, pese a que ETA ha dejado de matar, las formaciones políticas de su órbita de pensamiento siguen tratando de imponer el «totalitarismo». «No nos cansaremos de denunciar la situación todavía hoy existente de totalitarismo nacionalista que sufren los vecinos de numerosas localidades navarras», insistió.

    La presidenta foral mostró su absoluta disposición a «contribuir a terminar con ETA», pero mantuvo que este principio no pensaba asentarlo a costa de cualquier cosa. Ni a costa de callar ante los abusos. «Que nadie pretenda que permanezcamos callados mientras la verdadera libertad no reine en todos y cada uno de los lugares de nuestro país», dijo; ni a costa de un apaño que pueda ofender a las víctimas, para las que reclamó «memoria, dignidad y justicia».

    La máxima dirigente de Unión del Pueblo Navarro (UPN), que gobierna Navarra en coalición con el PSOE, se reunirá hoy con el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, para abordar la situación económica pero también la política antiterrorista.

    UPN fue uno de los partidos que avaló la semana pasada el manifiesto para el fin de la violencia. Barcina justificó su postura favorable alegando que, «por primera vez», ese acuerdo contempla que no sólo el Gobierno vasco sino también el navarro sea escuchado al respecto.

    «Afortunadamente», según dijo, la «victoria de la democracia sobre el terror resta cada vez más protagonismo a los violentos y a quienes les apoyan en el debate público» y Barcina considera esencial que Navarra participe en ese proceso que ha dado en llamarse «la gestión del fin de ETA». Pese a que la presidenta navarra considera desafortunada esa expresión porque da la impresión de «hay algo que acordar con los terroristas».

    Barcina realizó estas declaraciones en un encuentro informativo organizado por Nueva Economía Forum en el que fue presentada por el ministro de Justicia, Alberto Ruiz-Gallardón, quien reforzó esta idea del fin coordinado y ortodoxo de la banda terrorista. Gallardón aseguró que la derrota definitiva del terrorismo y la desaparición de ETA tienen que venir de la mano de las instituciones democráticas.

    El titular de Justicia elogió la preparación y fortaleza de la presidenta navarra y advirtió de que el cese de la violencia terrorista abre «una nueva etapa», aunque eso no implica que haya «una nueva historia». En consecuencia, aseguró que el cercano fin del terrorismo es fruto de «la resistencia de la democracia frente al terror» y que «la victoria final habrá de ser dentro de la instituciones y su representación democrática y no al margen de éstas». Aludía así a quienes en los últimos meses están dejando la puerta abierta a una negociación directa con la banda y su entorno, dejando a un lado a los parlamentos y los gobiernos democráticamente elegidos.

    La presidenta navarra se pronunció sobre dos aspectos más relacionados con la banda terrorista. Respecto a los presos de la banda, abogó por aplicar las leyes «tal y como las tenemos», y sobre el acto protagonizado el pasado domingo por la izquierda abertzale, alegó que, aunque parece que en esta ocasión el fin de ETA parece real, «el presunto guiño dirigido a las víctimas es insuficiente».

  • M. RAMÍREZ BILBAO
  • 29/02/2012 ESPAÑA
  • López concretará nuevas iniciativas por la paz para ampliar el acuerdo del Congreso

    Profundizará en su decálogo, que incide en las víctimas y el acercamiento de presos

    El lehendakari, Patxi López, comparecerá el 8 de marzo en el Parlamento vasco para sentar las «fórmulas y foros» sobre las que ampliar el pacto alcanzado en el Congreso en torno a la gestión del fin de ETA. La fecha la decidieron ayer la Mesa y la Junta de Portavoces de la Cámara, ahogando las insinuaciones del PNV sobre la urgencia con la que López pretendería ahora sustanciar la iniciativa con la que tratará de profundizar en el decálogo avanzado en septiembre.

    Ese marco de referencia limita su intervención del 8 de marzo a las bases de «unidad, concordia y convivencia». Lo que excluye adentrarse en otros debates sobre los límites del autogobierno vasco o la reforma del actual Estatuto, a los que López se ha mostrado predispuesto últimamente en aras a ampliar el consenso sobre el proyecto político del País Vasco.

    «Son dos cuestiones totalmente distintas», observan desde Ajuria Enea. «La gestión del final de la violencia no se va a mezclar con contenidos eminentemente políticos», asegura un portavoz, negando de forma rotunda que López vaya a deslizarse por el terreno que transitan las exigencias de la izquierda abertzale al vincular la paz con la resolución de un «conflicto político».

    El PNV saluda que por fin el lehendakari dé a conocer las medidas «celosamente guardadas durante cinco meses», aunque recuerda a López, a través de Joseba Egibar, que la importancia del acuerdo del Congreso radica en el rechazo, con el apoyo del PP, de la ilegalización de la izquierda abertzale.

    El consenso de la Cámara Baja proporciona a López cobertura para descender a aspectos que concreten el colchón institucional obtenido por el presidente Rajoy. Será una ponencia parlamentaria la encargada de entrar en detalles sobre cómo favorecer la convivencia en el País Vasco, uno de los aspectos esenciales del decálogo de López, que parte de la construcción de «un relato veraz sobre lo ocurrido».

    En su hoja de ruta se incluyen además la legalización de Sortu y el acercamiento de presos dentro de una política penitenciaria más flexible, aunque ambos extremos exceden las competencias vascas.

    «Si se archiva la querella, jamás podrá perseguirse a un testigo que mienta»


    OAQUÍN MANSO MADRID

  • 29/02/2012 ESPAÑA/El Mundo
  • Jamal Zougam y su familia recurren las «incomprensibles» resoluciones de la juez

    ¡Hay margen, hay margen! exclamaba Zapatero inaugurando la legislatura del despilfarro desbocado. ¡Hay margen, hay margen!, replicaban presidentes, consejeros, alcaldes y concejales socialistas por toda la geografía nacional mientras tiraban el Estado por la ventanaEl marroquí Jamal Zougam y su familia han presentado sendos recursos de apelación contra el auto de la juez Belén Sánchez en el que rechaza admitir su querella por falso testimonio contra las dos testigos rumanas que determinaron su condena como único autor vivo del 11-M. La misma magistrada había dictado una resolución cuatro semanas antes en la que abría diligencias, exigía 3.000 euros de fianza para ejercer la acción popular y admitía que los hechos denunciados «presentan características que hacen presumir la posible existencia de delitos».

    La juez argumentó para rechazar la querella que no puede valorar de nuevo unos testimonios a los que un tribunal ya ha dado credibilidad. Los recursos sostienen que esa interpretación implicaría que «jamás pueda perseguirse al testigo que miente en un plenario si la sentencia que se dicte da credibilidad a su testimonio, y ello aun cuando se demuestre posteriormente que mintió deliberadamente», según la literalidad del escrito de la acción popular, que ejerce la madre de Zougam. Los hechos en los que se fundamenta la querella fueron publicados por EL MUNDO tres años después del juicio, y ponen de manifiesto que en la declaración de las testigos protegidas J-70 y C-65 concurrían circunstancias extrañas y posibles motivaciones torticeras que fueron ocultadas a la defensa del marroquí y al tribunal del 11-M.

    El escrito de Jamal Zougam, que firma el abogado Eduardo García Peña, aporta jurisprudencia de la Audiencia de Madrid -la que tiene que resolver el recurso- que señala que «existe, pues, la posibilidad de que un testimonio falso, si induce a error al juez o tribunal ante el que se presta y es valorado como verdadero, provoque una resolución injusta [...]. Ésta es la razón fundamental por la que, en una sociedad democrática, el falso testimonio es tipificado como delito en la ley penal».

    El letrado de Zougam expone que «al presentarse la querella y tras las incomprensibles, frustradas y extrañas resoluciones de la instructora, pretendiendo sin éxito no asumir su competencia para conocer el asunto (derivándolo primero al Juzgado de Instrucción 43 y después, al serle devueltas por éste las actuaciones, reenviando la causa a decanato para nuevo reparto), dictó con fecha de 19 de enero de 2012 un auto por el que acordaba, entre otras cuestiones, incoar diligencias previas y tener a esta parte por personada en el procedimiento. [...] No se practicó ninguna diligencia de investigación [...] e inexplicablemente, sin actividad investigadora de ninguna clase, la instructora modificó radicalmente su propio e inicial criterio para inadmitir un mes después la querella al entender que, ahora, lo que antes podía ser delito, ya no lo es».

    En este sentido, el recurso del abogado Francisco Andújar para la acción popular afirma que «es indefendible que, en dos resoluciones separadas por un mes escaso (sin que medie diligencia de prueba alguna) se diga en la primera que es delito lo narrado en la querella y en la segunda, que ya no lo es. Esto es exactamente lo que hace la instructora. No es de recibo [...]».

    El escrito insiste en el relato de hechos de la querella para denunciar que las testigos C-65 y J-70 «mintieron» cuando dijeron que vieron a Zougam en el tren «y lo hicieron con conciencia de que lo que contaban era mentira y de forma deliberada», proclama, para subrayar la existencia del dolo: «Esta parte sostiene que jamás lo vieron, que saben que no lo vieron y, aun así, afirmaron verlo». El móvil del delito sería la obtención de indemnizaciones y «por beneficios administrativos concretados en permisos de residencia y trabajo para sí y sus familiares».

    Los dos recursos llaman asimismo la atención de la Audiencia acerca del plazo perentorio en el que tendría que resolver para evitar la prescripción: 20 de junio de 2012.
  • EL MUNDO MADRID
  • 29/02/2012 ESPAÑA
  • Encuentran la chatarra de un tren del 11-M


    La página web 'Libertad Digital' publicó a lo largo del día de ayer las imágenes del hallazgo en un cobertizo de la empresa Tafesa (en Madrid) de la chatarra correspondiente al vagón en el que estalló una bomba en la estación de Santa Eugenia. Según el sumario, se trata del único coche de los 11 que explosionaron que Renfe decidió reparar y en la actualidad continúa circulando. Todos los demás los desguazó.

    «Una vez puesto en circulación el tren reparado, la chatarra extraída de la zona del foco de explosión quedó almacenada durante incontables meses en el hangar donde la reparación se había efectuado. Y allí estaba cuando se inició el juicio del 11-M, a primeros de 2007», señala la información, que añade: «En ese juicio, el magistrado Gómez Bermúdez encargó la realización de una nueva prueba pericial para tratar de determinar el tipo de explosivo utilizado en las bombas de los trenes. Sin embargo, a los peritos encargados de la realización de esas pruebas, nadie les llegó a comunicar que en un hangar de Tafesa había almacenada chatarra procedente de uno de los focos de explosión».

    Al parecer, esos restos de chatarra han sido conservados en el mismo lugar donde el tren fue reparado, según constaba ya en el sumario.

    En la sentencia del 11-M no se pudo determinar «con absoluta certeza» la marca del explosivo que estalló en los trenes. Los peritos independientes que participaron en el análisis culpan a la escasez de muestras que proporcionaron los Tedax.

    La Asociación de Ayuda a las Víctimas del 11-M emitió un comunicado para «compartir con la opinión pública su hartazgo e indignación» porque, según afirma, ese vagón «se encontraba oculto» y «nunca se puso a disposición de la autoridad correspondiente».

    Fernández: 'Haríamos un mal favor ilegalizando ahora a Amaiur y Bildu'


    Valoración del ministro del Interior

    • El Gobierno cuenta con informes que desaconsejan instar la ilegalización

    El ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz, ha asegurado en un encuentro con representantes de la Federación de Asociaciones Autonómicas de Víctimas del Terrorismo que "haríamos un mal favor a la democracia promoviendo ahora la ilegalización de Amaiur y Bildu".

    Según ha desvelado, el Gobierno cuenta con informes de la Fiscalía y de la Abogacía General del Estado que, en base a las pruebas con las que cuentan la Policía y la Guardia Civil, desaconsejan instar en estos momentos la ilegalización de Bildu y Amaiur.

    En concreto, el ministro fue preguntado acerca del malestar mostrado por algunos sectores de víctimas después de que el PP no apoyase la iniciativa de UPyD en el Congreso que instaba al Gobierno a proceder a la ilegalización de las marcas abertzales.

    Presidida por Joaquín Vidal Ortiz, la Federación de Asociaciones Autonómicas de Víctimas del Terrorismo está integrada por las entidades de Andalucía, Extremadura, Cataluña, Canarias, Galicia, Comunidad Valenciana y La Rioja.

    En la reunión se aborda, entre otros asuntos, el Reglamento de Desarrollo de la Ley 29/2011, de 22 de septiembre, de Reconocimiento y Protección a la Víctimas del Terrorismo.

    martes, 28 de febrero de 2012

    Los mismos perros con los mismos collares: El Gobierno mantendrá el apoyo de España a la Alianza de Civilizaciones


    Alerta digital

    Rajoy, con un grupo de musulmanas en Melilla.

    Rajoy, con un grupo de musulmanas en Melilla.

    Hablemos claro. La Alianza de Civilizaciones impulsada por Zapatero y por el primer ministro turco pretende sobre todo llenar nuestra geografía de mezquitas. No quieren construir fábricas, montar empresas, establecer industrias, edificar centros de estudios. No desean contribuir al progreso de nuestro país, al desarrollo de nuestra comunidad, a la mejora de nuestra nación, al elevamiento de nuestro pueblo. No aportan nada al bienestar general de nuestra sociedad, en la que viven sin ofrecer nada positivo a cambio y generando sólo conflictos e inquietud e incluso, como ya se venía anunciando por los más lúcidos, muerte y desolación. No quieren arrimar el hombro, sino meternos la mano en el bolsillo, medrar a la sombra de nuestra suicida tolerancia y arruinarnos la existencia. Quieren algo adecuado a su mentalidad arcaica, algo acorde a su inferioridad cultural, algo consustancial a su vileza moral: mezquitas.

    Mezquitas: templos de oscurantismo y atraso espiritual, escuelas donde se enseña a discriminar a las mujeres y a odiar a Occidente, a sus valores, a sus logros, a sus ideales.

    Mezquitas: cátedras desde las cuales se fomenta el rechazo a las leyes y las costumbres del país de acogida y donde se conspira contra el orden establecido, la paz y el bienestar de una sociedad en la que los musulmanes no tienen el menor interés en integrarse y si en cambio todas las ganas del mundo de destruir.

    Mezquitas: lugares donde se predica la intolerancia, el desprecio a los derechos humanos, donde se promueve la negación de toda idea de progreso y se alecciona a los creyentes en el fanatismo más embrutecedor.

    Mezquitas: centros de conspiración antioccidental y de agitación antieuropea, cuarteles generales de la quintacolunma mahometana, bastiones del islamismo militante, tapaderas de organizaciones integristas, banderines de enganche de terroristas, oficinas recaudatorias del yihadismo.

    El islam sólo aporta regresión, miseria, brutalidad, maldad, degradación, suciedad, decadencia, intolerancia y muerte. El islam es la negación de todos los valores e ideales que sustentan la Civilización Occidental: el progreso, la igualdad entre el hombre y la mujer, las libertades individuales y colectivas, los derechos humanos, la democracia, la tolerancia, la solidaridad, la compasión cristiana. Donde llega el islam con sus infinitas lacras morales, culturales, espirituales y sociales, llega el desorden, la discordia, el conflicto, la barbarie: discriminación de la mujer, burkas, miseria, fanatismo, incultura, ayatolás, talibanes, corrupción, oscurantismo, despotismo, terrorismo… Se acabó la tranquilidad, la paz, el bienestar, el progreso, la seguridad. Se acabó el orden, el respeto de la ley, la posibilidad de una existencia digna y decente. Se acabó la vida civilizada y la convivencia pacífica.

    El islam todo lo arrasa, todo lo destruye, todo lo envilece. El islam lleva consigo una tremenda carga de energía destructiva, toda su historia no nos habla de otra cosa. Tinieblas y pestilencias medievales, odio al progreso, a la modernidad, a la igualdad, a la libertad, a la tolerancia. El islam es un mundo retrógrado, un paisaje malvado y corrompido, un tiempo estancado, un universo de oscuridad antigua donde se lapidan a las mujeres, cuando no se las flagela en público, donde se mutila sexualmente a las niñas, donde se vende a las hijas de 12, 10 y hasta 6 años por un rebaño de cabras, media docena de camellos o un puñado de billetes. El islam es la viva imagen del fracaso: 60 naciones bajo la terrible losa del islam. Marruecos, Afganistán, Arabia Saudí, Sudán, Irán, Somalia…, países estancados, sociedades infames, enfangadas en la miseria y la abyección moral más repulsiva.

    En España (y en el resto de Europa) hemos vivido relativamente tranquilos y sin mayores problemas ni amenazas a nuestra paz y nuestra properidad hasta que llegaron los islamistas como una marabunta para sembrar la discordia, el conflicto y el temor. A medida que la población musulmana crezca numéricamente (y lo hace aceleradamente), de forma pareja y simultánea aumentará la frecuencia, el tono y el calibre de sus exigencias y pretensiones. Cuando estos invasores consideren que tienen el peso demográfico suficiente (la “masa crítica” que les permita desafiarnos con posibilidades de éxito) y los apoyos necesarios entre los “compañeros de viaje” y demás tontos útiles a su servicio, cómplices de la infiltración incesante de este elemento de descomposición y desorden en el organismo social, su audacia y su agresividad no conocerán entonces límites, y respaldarán sus reclamaciones con la intimidación, las amenazas y la violenca. Debemos tomar conciencia del peligro y actuar en consecuencia. Quieren modificar las costumbres y todas las leyes conforme a sus intereses y objetivos. Quieren dominarnos y ponernos a su servicio antes de acabar definitivamente con nosotros. El futuro se perfila sombrío y amenazante. Tenemos al enemigo dentro de nuestra casa, y el PP parece todavía no querer enterarse.

    Rajoy seguirá cooperando con la Alianza de Civilizaciones

    El Gobierno de Mariano Rajoy seguirá cooperando con la Alianza de Civilizaciones, el proyecto que puso en marcha su antecesor en el cargo, José Luis Rodríguez Zapatero, aunque planteará una reflexión sobre su finalidad y estudiará rebajar la contribución económica hecha en los últimos años.

    La decisión de mantener la colaboración con la Alianza de Civilizaciones, que teóricamente promueve “el diálogo entre religiones y culturas”, responde a que se trata de una iniciativa asumida por Naciones Unidas, después de que España y Turquía propusieron su creación en 2004, según informan fuentes del Ejecutivo.

    La Alianza cuenta con el respaldo de más de un centenar de países y de una veintena de organismos internacionales -integrantes del llamado ‘Grupo de Amigos’- y está representado en la ONU por el portugués Jorge Sampaio.

    Críticas previas

    Durante su etapa en la oposición, el Partido Popular mantuvo una postura crítica con la iniciativa al considerarla vacía de contenido e irrelevante para España.

    En el programa electoral con el que concurrió al 20-N, el PP no mencionaba la Alianza, aunque sí dejaba claro que colaboraría con la ONU y otros organismos en la defensa de los derechos humanos y la protección de las minorías perseguidas por motivos religiosos.

    En su comparecencia en el Congreso del pasado miércoles, el ministro de Asuntos Exteriores y de Cooperación, José Manuel-García Margallo, dio su aval a la Alianza, aunque manifestó la necesidad de “reflexionar conjuntamente” sobre ella.

    Principal contribuyente

    España es el principal contribuyente, con alrededor de un 30% del total de su presupuesto, por delante de Turquía, Reino Unido, Catar y Emiratos Árabes Unidos.

    Desde 2005, España ha destinado alrededor de cinco millones de euros al Fondo Fiduciario de la Alianza, además de organizar el I Foro en Madrid (2008).

    La primera contribución fue en 2005 con un millón de euros, cifra que en 2009 se vio rebajada a 650.000 euros, similar a las partidas de 2010 y 2011, según datos facilitados por Exteriores.

    El Gobierno también ha financiado con 12,4 millones de euros la creación del Instituto sobre la Alianza de Civilizaciones que está previsto que entre en funcionamiento a final de año en Barcelona.

    Otros diez millones de euros se destinaron a la remodelación de la Sala de los Derechos Humanos y de la Alianza de Civilizaciones en la sede de la ONU de Ginebra, con la cúpula pintada por Miquel Barceló.

    El ministro informó de que había conversado ya con el primer ministro turco, Recep Tayip Erdogan, sobre el futuro de la Alianza y su finalidad al haber desempeñado un escaso papel en la llamada primavera árabe.

    La portavoz del PSOE, Elena Valenciano, le pidió no “despreciar” la Alianza, al advertirle de que podría dañar la imagen de España en la comunidad internacional, en especial, ante los países árabes.

    Candidatura al Consejo de Seguridad

    Uno de los motivos que el Ejecutivo ha tenido en cuenta para no desligarse de la Alianza es la candidatura de España a ocupar un puesto de miembro no permanente del Consejo de Seguridad para el periodo 2015-2016.

    Retirar el apoyo perjudicaría las aspiraciones españolas para lograr esta meta en favor de Turquía, que también se presentará como candidato para el mismo período.

    El anterior Gobierno socialista aprobó en 2010 el II Plan Nacional para la Alianza de Civilizaciones, vigente hasta 2014.

    Este plan, en el que colaboran diversos ministerios, incluye un amplio programa de proyectos y actividades para inculcar los valores de tolerancia en ámbitos como la educación y la juventud.

    Presidencia mantiene una oficina en el Palacio de la Moncloa encargada de coordinar estas actuaciones, aunque durante la segunda legislatura de Zapatero se suprimió el cargo de asesor presidencial que desempeñó el diplomático Máximo Cajal.

    Exteriores, por su parte, se ocupa de la difusión de la iniciativa en los organismos multilaterales con una embajadora específica, Belén Alfaro, nombrada en julio del pasado año.

    ¿Hay algún aspecto del 11-M libre de manipulación?


    28 de Febrero de 2012 - 00:34:50 - Luis del Pino/Libertad digital

    No hay aspecto del 11-M sobre el que fijemos la vista, en el que no aparezca, omnipresente, la sombra de la ocultación.

    • Al sumario no se adjuntaron las actas de los restos recogidos en cada foco de explosión.
    • Los restos recogidos en los trenes desaparecieron a toneladas, hasta verse reducidos a 23 míseros fragmentos, que fueron todo lo que llegó a la pericial de explosivos del juicio.
    • Esos restos de los trenes no fueron entregados a la Policía Científica para su análisis, contraviniendo los protocolos vigentes para el caso de atentado terrorista.
    • Los análisis realizados en la Unidad Central de Desactivación de Explosivos no fueron incorporados al sumario: ni las pruebas químicas analíticas, ni los estudios sobre posibles restos de los artefactos hallados en los focos de explosión.
    • Todos los vagones, menos uno, en los que habían explosionado las bombas fueron desguazados en cuestión de pocos días, contraviniendo la Ley de Enjuiciamiento Criminal. Restos que podían haber servido para determinar la estructura de los artefactos o la composición de los explosivos fueron reducidos a chatarra.
    • Las prendas de ropa no reclamadas por ningún familiar de las víctimas fueron incineradas, pocas semanas después del 11-M, en el vertedero de Valdemingómez. Y ello a pesar de que la ropa hubiera podido utilizarse para la realización de análisis químicos.
    • Los restos no reclamados de artefactos electrónicos encontrados en los trenes fueron reducidos a polvo en una trituradora industrial del este de Madrid, también pocas semanas después de la masacre.
    • El único vagón explosionado que no se desguazó - el vagón número 4 del tren de Santa Eugenia - fue reparado y puesto en circulación, tras cortar del mismo toda la zona correspondiente al foco de explosión.

    Hoy publicamos en Libertad Digital la noticia de que los restos correspondientes al foco de explosión del tren de Santa Eugenia han permanecido arrumbados durante ocho años en la empresa encargada de la reparación de aquel vagón.

    La Policía sabía que esos restos existían. Renfe estaba también al corriente. El juez instructor era consciente, según la dirección de la empresa, de que allí se conservaban esos restos extraídos del vagón explosionado.

    Y, sin embargo, en el sumario del 11-M no hay rastro de su existencia: ningún informe policial, ni ningún auto judicial, menciona esos restos. No existe constancia tampoco de que el tribunal presidido por Gómez Bermúdez fuera informado de que en una empresa de Madrid habían quedado vestigios de uno de los focos de explosión.

    ¿Con qué objeto se conservaron esos restos? No lo sabemos, aunque está claro que esos restos se quisieron mantener deliberadamente hasta después de acabado el juicio.

    Pero, sobre todo, ¿por qué se mantuvo en secreto la existencia de esos restos?

    La empresa se apresura a tapar el cobertizo con los restos


    UNA PERSONA VIGILA YA EL LUGAR

    Poco después de la exclusiva de Libertad Digital, el cobertizo está siendo tapado y vigilado para evitar que se vean los restos del tren.

    libertad digital 2012-02-28

    A primera hora de este martes un equipo del grupo Libertad Digital se ha trasladado a la sede de la empresa Tafesa, lugar en el que se encuentra el cobertizo que guarda los restos del tren de Santa Eugenia y que no han sido destruidos.

    Una vez allí y cuando procedían a grabar los restos del vagón, los periodistas se han percatado de que los trabajadores de Tafesa estaban tapando el cobertizo para ocultar los restos del tren que explosionó. De hecho, tal y como relata Ángela Martialay, dos personas estaban poniendo chapas en el cobertizo tapando todo hueco que pudiera ser utilizado para grabar los únicos restos de los trenes que se conservan de la masacre de Madrid.

    Del mismo modo, el cobertizo parece estar custodiado de manera permanente por un agente de seguridad de la empresa. En este sentido, los compañeros trasladados al lugar han confirmado que desde las 7:30 horas de la mañana, poco después de la publicación de la exclusiva de Libertad Digital, trabajaban con presteza para tapar los huecos del cobertizo.

    Hallado uno de los focos de explosión del 11-M


    OCULTADO EN EL SUMARIO Y EN EL JUICIO

    La chatarra correspondiente al foco de explosión del tren de Santa Eugenia permaneció 8 años en la empresa Tafesa. Esta mañana ocultaba el cobertizo.


    luis del pino/carlos sánchez de roda 2012-02-28/Libertad digital

    Nada más producirse el atentado del 11-M, los vagones atacados fueron destruidos con una rapidez sorprendente. Sólo uno de los vagones no fue desguazado: el único vagón que había estallado en el tren de Santa Eugenia.

    El tren completo de Santa Eugenia –compuesto por una unidad de cabecera y otra de cola, cada una de ellas con tres vagones– fue llevado por las vías hasta la estación de clasificación de Renfe en Vicálvaro el mismo 11-M por la noche.

    Este es el aspecto que presentaba el tren de Santa Eugenia en aquella estación el 17/3/2004:

    Foto 1

    Pulse para ampliar

    Allí, en la estación de clasificación, la unidad de cabecera (que no había sufrido daños) fue separada de la de cola, quedando ésta en esa estación durante seis meses, mientras Cercanías de Renfe pedía presupuesto de reparación a la compañía Remimfer.

    El presupuesto fue aceptado por Renfe en agosto de 2004, tras lo cual esa unidad de cola se llevó el día 11/9/2004 a las instalaciones que la compañía Tafesa (perteneciente al mismo grupo de empresas que Remimfer) tiene en el distrito de Villaverde de Madrid.

    Una vez en Tafesa, se separaron los tres vagones que componían la unidad de cola. Los dos vagones posteriores no habían sufrido daños de importancia, pero en el primero sí que había estallado un artefacto.

    Este era el aspecto que tenía el vagón en Tafesa el 21/9/2004, justo después de haber sido separado de los otros dos:

    Foto 2

    Pulse para ampliar

    Después, ese vagón se introdujo en un hangar y fue elevado mediante borriquetas para proceder a su reparación. Los trabajadores de la empresa comentan que, al entrar en el vagón, todavía se veían restos de pelo de las víctimas. La chatarra extraída del vagón quedó almacenada en un rincón de la propia nave en la que se estaba realizando la reparación. Según los trabajadores de la empresa, lo normal hubiera sido vender esa chatarra al peso, como se hacía en todas las reparaciones, pero hubo orden de que aquella chatarra se guardara.

    El proceso de reparación duró varios meses, completándose a primeros de julio de 2005. El día 5 de ese mes, el vagón reparado salió del taller de pintura. Existe constancia, por la declaración de un directivo de la empresa Remimfer ante la juez Coro Cillán, de que miembros de la Policía y de la Guardia Civil se personaron en Tafesa durante el proceso de reparación, para examinar aquel único vagón del 11-M no desguazado: "Pasó dos veces la Policía y la Guardia Civil mientras hacía la reparación de la unidad. Pasaron Policía y Guardia Civil y Vigilancia de Renfe, para ver los materiales….". El Ministerio de Interior tenía perfectamente localizado, por tanto, el lugar donde ese vagón estaba y sabía de la existencia de la chatarra que se había extraído de la zona del foco de explosión.

    Probablemente, los policías y guardias civiles que se presentaron en Tafesa eran los mismos a los que el juez Del Olmo había encargado un estudio pericial sobre las bombas del 11-M, dado que ese estudio fue realizado entre los días 27 de abril, fecha de la jura de los peritos, y el 24 de junio, fecha de entrega del informe al juez Del Olmo, lo que coincide con las fechas en las que el vagón se estaba reparando. Es de suponer, por tanto, que el juez Del Olmo también estaba al tanto de la existencia de ese vagón y de la chatarra que de él se había extraído, a pesar de lo cual no se dejó constancia en el sumario de su existencia.

    La dirección de Tafesa confirmó a Libertad Digital que el tratamiento dado a aquellos restos del foco de explosión se había hecho de acuerdo, en todo momento, con Renfe y con el juez.

    Una vez puesto en circulación el tren reparado, la chatarra extraída de la zona del foco de explosión quedó almacenada durante incontables meses en el hangar donde la reparación se había efectuado. Y allí estaba cuando se inició el juicio del 11-M, a primeros de 2007.

    En ese juicio, el magistrado Gómez Bermúdez encargó la realización de una nueva prueba pericial para tratar de determinar el tipo de explosivo utilizado en las bombas de los trenes. Sin embargo, a los peritos encargados de la realización de esas pruebas, nadie les llegó a comunicar que en un hangar de Tafesa había almacenada chatarra procedente de uno de los focos de explosión.

    Pocos días después de acabar el juicio, en la empresa Tafesa se construyó un cobertizo ("de la noche a la mañana", dicen sus trabajadores) y esos restos del foco de explosión fueron llevados a él. Como muestran estas dos fotografías aéreas, la construcción del cobertizo tuvo lugar entre el 21/7/2007 y el 19/10/2007, ya que en la primera de las fotos no aparece el cobertizo y en la segunda sí. El juicio del 11-M había quedado visto para sentencia a las 22.40h del día 2 de julio.

    Foto 3

    Pulse para ampliar

    Y desde esa fecha, los restos del foco de explosión han permanecido arrumbados bajo llave en ese cobertizo de Tafesa, hasta que a finales del pasado año (el 13/10/2011) la empresa entró en situación concursal y hubo que realizar un inventario de bienes. Al abrir el cobertizo, en su interior aparecieron las piezas de metal cortadas siete años antes. La siguiente fotografía muestra el aspecto de los talleres de Tafesa en la actualidad. En ella puede verse el cobertizo, de color blanco, en la parte inferior:

    Foto 4

    Pulse para ampliar

    Y estas otras imágenes muestran detalles de ese mismo cobertizo. Como puede apreciarse, se encuentra en muy mal estado y se atisba sin problemas lo que hay en el interior.

    Foto 5

    Pulse para ampliar

    Foto 6

    Pulse para ampliar

    Foto 7

    Pulse para ampliar

    Foto 8

    Pulse para ampliar

    Foto 9

    Pulse para ampliar

    Y en esta otra secuencia de imágenes podemos ver la chatarra contenida en el cobertizo. Pueden observarse perfectamente distintas partes del vagón original.

    Foto 10

    Pulse para ampliar

    Foto 11

    Pulse para ampliar

    Foto 12

    Pulse para ampliar

    Foto 13

    Pulse para ampliar

    Foto 14

    Pulse para ampliar

    Foto 15

    Pulse para ampliar

    Foto 16

    Pulse para ampliar

    Para comprobar si los restos almacenados en ese cobertizo se corresponden, en efecto, con aquel vagón en el que estalló una bomba el 11-M, podemos comparar esta fotografía 16 con la fotografía 1, que muestra el aspecto que tenía el tren de Santa Eugenia el 17/3/2004, cuando se encontraba en la estación de clasificación de Vicálvaro.

    En concreto, podemos comparar el elemento que se ve en primer plano de esta fotografía 16 con la zona correspondiente al borde inferior, entre ambas puertas, de la fotografía 1. Obsérvese, en la siguiente comparación, la coincidencia de las manchas marcadas con líneas amarillas:

    Foto 17

    Pulse para ampliar

    Como puede verse, se trata de un trozo de aquel vagón, tal como quedó después de la explosión. La aparición de la chatarra correspondiente a uno de los focos de explosión del 11-M plantea numerosas incógnitas. ¿Por qué el vagón explosionado del tren de Santa Eugenia fue reparado, en lugar de desguazarlo, como los demás vagones explosionados? ¿Por qué se conservaron los restos extraídos de ese foco de explosión, en lugar de deshacerse de ellos, como se hacía normalmente con la chatarra en le empresa Tafesa?

    La Policía, Renfe y el juez de instrucción conocían la existencia de esos restos. Pero entonces, llama la atención que no se hiciera ningún estudio de los mismos o, en caso de que se hiciera, que se haya mantenido oculto. Finalmente, a los peritos a quienes el juez Gómez Bermúdez encargó la tarea de tratar de averiguar qué había estallado en los focos del 11-M no se les notificó en ningún momento la existencia de esos restos almacenados en Tafesa. ¿Conocía el tribunal presidido por Gómez Bermúdez, encargado de juzgar el 11-M, que esos restos se habían guardado?

    El PP mantiene una apurada mayoría absoluta en Andalucía


  • J. CARO ROMERO SEVILLA
  • 28/02/2012 PORTADA/El Mundo
  • SONDEO EL MUNDO-SIGMA DOS /Pierde medio punto respecto a las generales y, en el peor escenario, dependería de UPyD / El PSOE también cae unas décimas mientras IU sube más de un punto

    Tendremos que soportar sacrificios de casi 50.0000 millones por la mala gestión de los Gobiernos del PSOEA un mes de que se celebren las elecciones autonómicas andaluzas del 25 de marzo, el Partido Popular tiene en su mano alcanzar una apurada mayoría absoluta que le permitiría acabar con 30 años ininterrumpidos de hegemonía socialista.

    El PP que lidera Javier Arenas aventaja a día de hoy en 8,7 puntos al PSOE y, con un respaldo del 45%, obtendría una horquilla de entre 54 y 57 diputados en el Parlamento andaluz, donde la mayoría absoluta se logra con 55 escaños. En el peor de los escenarios para el PP, Arenas podría incluso apoyarse en el partido de Rosa Díez, Unión Progreso y Democracia (UPyD), que irrumpiría en el Parlamento andaluz con entre uno y dos escaños, y que ya ha dejado claro desde la precampaña que permitirá gobernar a la lista más votada.

    Éstas son las principales conclusiones de la encuesta elaborada por Sigma Dos para EL MUNDO que, en lo que afecta a las dos principales fuerzas políticas, arroja un panorama electoral idéntico al que se produjo en esta comunidad autónoma en las pasadas elecciones generales del 20 de noviembre. La diferencia entonces entre el PP (45,57%) y el PSOE (36,57%) fue en Andalucía de nueve puntos. Tres meses después, ambos mantienen prácticamente ese nivel de apoyo y la diferencia en favor de los populares es de 8,7 puntos, después de perder medio punto y de que los socialistas caigan también unas décimas.

    De acuerdo con el sondeo de Sigma Dos, el PP sería el partido más votado con un 45% de apoyo, con lo que, desde su victoria en las generales, apenas habría perdido medio punto de respaldo electoral en Andalucía. Quiere esto decir que, al menos en esta comunidad autónoma, el PP no se ha resentido en absoluto de las primeras medidas controvertidas adoptadas por Mariano Rajoy, como la subida del IRPF o la reforma laboral. Y, por tanto, la apuesta del presidente andaluz y candidato socialista a la Junta, José Antonio Griñán, de retrasar al máximo la convocatoria de las elecciones andaluzas en busca de un desgaste del Gobierno que hiciera mella en las expectativas electorales del PP habría resultado fallida.

    De hecho, el PSOE, que gobierna todavía la Junta con mayoría absoluta, confirmaría su desmoronamiento en Andalucía quedándose en un 36,3% de apoyo (12 puntos menos que hace cuatro años), lo que le dejaría con entre 42 y 44 escaños en el Parlamento autonómico (ahora tiene 56).

    Los efectos de la crisis económica en Andalucía, con 1,2 millones de parados, el desgaste propio de 30 años de gobierno socialista en la Junta y los escándalos de presunta corrupción como el de los Expedientes de Regulación de Empleo (ERE) parecen pesar como una losa en el debe del PSOE. O, desde luego, parecen pesar muchísimo más que el efecto negativo que hayan podido tener en la opinión pública andaluza -sin es que lo han tenido- las medidas de ajuste de Rajoy.

    La principal beneficiada de la caída electoral de los socialistas sería Izquierda Unida, que lograría el 9,3% de apoyo -un punto más que el 8,27% que obtuvo en las generales del 20-N- y entre ocho y nueve diputados en el Parlamento (ahora cuenta con seis). En todo caso, y siempre en el mejor escenario para ambos, los resultados del PSOE e IU serían insuficientes para que en coalición pudiesen superar al PP, con lo que necesitarían contar con la participación de los otros dos partidos minoritarios a los que el sondeo de Sigma Dos concede opciones de entrar en el Parlamento.

    UPyD, consolidada como cuarta fuerza política con el 4,2% de apoyo y entre uno y dos escaños (casi seguro uno por Sevilla y probable otro por Málaga), sería determinante en el caso de que el PP no alcanzase la mayoría absoluta. Tanto su candidato a la Junta, Martín de la Herrán, como su líder nacional, Rosa Díez, ya han dejado claro que no impedirán gobernar a la lista más votada.

    Finalmente, el Partido Andalucista (PA) podría regresar al Parlamento andaluz de la mano de su nueva candidata a la Junta, Pilar González, con un único escaño por Cádiz. De todos modos, el papel del partido que llegó a cogobernar la Junta con el PSOE durante dos legislaturas (de 1996 a 2004) sería irrelevante.

    Así las cosas, y de acuerdo con esta encuesta, el Partido Popular parte con todo a favor para hacerse con la Presidencia de la Junta de Andalucía tras las elecciones del 25 de marzo, confirmando así el ascenso que ya experimentó no sólo en las generales del pasado 20 de noviembre, sino también meses antes, en las elecciones municipales de mayo de 2011, en la que fue su primera victoria electoral en esta comunidad.

    Su triunfo ahora se produciría en todas las provincias salvo en Sevilla, territorio que se le sigue resistiendo y que podría resultar determinante en la consecución de la mayoría absoluta.

    En Sevilla, como ya ocurriera en las elecciones generales, el PSOE se impondría al PP por tres puntos de ventaja y obtendría ocho de los 18 escaños en juego, por siete diputados para el partido de Arenas.

    Cierto es que la actual desventaja de 22,7 puntos respecto al PSOE con la que parte el PP en esta provincia harían más que meritorios los resultados de los populares en los comicios. Pero también es claro que la caída en picado de los socialistas sevillanos, que acaban de presenciar la dimisión de su secretario provincial, José Antonio Viera, a cuenta de las cuitas internas en el partido, y que acaparan buena parte del protagonismo de la presunta trama corrupta del fondo de reptiles, parece no ser suficiente como para que el PP acabe imponiéndose en este territorio. En Sevilla, IU obtendría su mejor resultado, con dos escaños, y UPyD lograría un representante.

    Dejando a un lado su derrota en Sevilla, el PP cimentaría su triunfo electoral en las tremendas ventajas que obtendría sobre el PSOE en provincias como Almería (27 puntos de diferencia), Málaga (18 puntos) o Granada (14 puntos de ventaja). También lograría triunfos claros en Córdoba (10 puntos sobre el PSOE) y Cádiz (nueve puntos). Y victorias más raspadas en Huelva y Jaén, en ambas provincias con tres puntos de diferencia sobre los socialistas. No obstante, hay que tener en cuenta que, en estos dos últimos territorios, los triunfos del PSOE hace cuatro años se produjeron por casi 17 puntos de ventaja.

    En Almería, el PP podría duplicar en escaños al PSOE (ocho a cuatro), un escenario que podría repetirse en una provincia determinante como Málaga (que envía 17 diputados al Parlamento), donde el PP obtendría entre nueve y 10 escaños frente a los cinco o seis del PSOE. En Granada, el PP se impondría al PSOE por siete escaños a cinco; en Cádiz, por siete-ocho a seis; en Córdoba, por seis-siete a cuatro-cinco; mientras que habría empate a cinco diputados en Huelva y Jaén.

    IU obtendría representantes por todas las provincias salvo Almería y sus mejores resultados estarían en Sevilla (dos escaños) y Málaga (entre uno y dos). UPyD concentraría sus apoyos en Sevilla (un escaño) y Málaga (entre cero y un escaño), mientras que el PA solo aspiraría a un posible representante por Cádiz.

    >Vea hoy el videoanálisis de Francisco Rosell sobre la encuesta electoral andaluza.. C. R. SEVILLA
  • 28/02/2012 ESPAÑA

  • Arenas está mejor valorado que Griñán y sólo Rajoy aprueba

    El presidente andaluz tiene peor imagen que la propia Junta como institución

    Javier Arenas es, en la encuesta de Sigma Dos, el líder político andaluz mejor valorado en la comunidad autónoma, ligeramente por encima del presidente de la Junta y candidato socialista, José Antonio Griñán. Ninguno consigue, no obstante, el aprobado, aunque ambos están cerca.

    Arenas obtiene una nota de 4,91 puntos y Griñán, de 4,86. Eso sí, el presidente andaluz logra al menos el aprobado entre las mujeres (5,10). Por tramos de edad, ambos dirigentes sólo aprueban entre los mayores de 65 años (5,47 puntos Griñán; 5,06 Arenas), si bien el líder del PP está cerca del aprobado entre los jóvenes de 18 a 29 años (4,98).

    Arenas es también más conocido que Griñán (91,6% frente al 91,2%), aunque en este aspecto el presidente andaluz ha ganado terreno, teniendo en cuenta que su presencia en el primer plano de la política andaluza se retrotrae a hace tres años, cuando asumió la Jefatura del Gobierno andaluz.

    En el caso de Griñán, aunque ha mejorado su nivel de conocimiento entre la opinión pública, su imagen deja un tanto que desear. Además del suspenso como líder político, su valoración como presidente de la Junta es peor que la que los andaluces tienen de la propia institución. Es decir, mientras hasta un 33% tiene una imagen buena o muy buena de la Junta (frente a un 31,2% que cree que es mala o muy mala), sólo un 26,2% de los andaluces cree que la imagen de su presidente es buena o muy buena (frente a un 30,6% que cree que es mala o muy mala).

    En cuanto al resto de candidatos, el líder de IU, Diego Valderas, es el tercero más conocido (71,7%) y valorado (4,30 puntos). La candidata andalucista, Pilar González, obtiene una valoración de 4,31, con un nivel de conocimiento del 49,8%. Bastante menos conocido es el candidato de UPyD, Martín de la Herrán, al que sólo conoce un 35,9% y que obtiene una valoración de 4,05 puntos.

    Quien sí aprueba claramente como líder político para los andaluces (el único que lo hace) es Mariano Rajoy, que obtiene una valoración media de 5,14 puntos. Le siguen Rosa Díez (4,87), Alfredo Pérez Rubalcaba (4,80) y Cayo Lara (4,12).
  • 28/02/2012 ESPAÑA
  • Cinco fuerzas políticas

    Uno de los aspectos más novedosos que apunta la encuesta de Sigma Dos sobre las próximas elecciones andaluzas del 25 de marzo es la posible configuración de un Parlamento autonómico con hasta cinco fuerzas políticas.

    Con la desaparición parlamentaria del Partido Andalucista en 2008, la Cámara autonómica sólo cuenta con tres grupos políticos: PSOE, PP e IU. Sin embargo, la encuesta de Sigma Dos vaticina ahora la probable aparición de UPyD en el Parlamento (con entre uno y dos escaños) y el posible regreso del PA (entre cero y uno).

    La relevancia de esa posible presencia dependerá, claro está, de que el PP pueda confirmar la mayoría absoluta en las urnas. Si no lo hace, UPyD jugará un papel clave con la representación que obtenga e incluso lo puede jugar el PA, si el resultado es muy igualado entre el PP y la potencial coalición PSOE-IU

    La madre de la niña asesinada en Santa Pola se da de baja del PP


  • FERNANDO LÁZARO MADRID
  • 28/02/2012 ESPAÑA /El Mundo
  • Santiago se siente «traicionada» porque no apoyó la moción de UPyD contra Amaiur


    Tendremos que soportar sacrificios de casi 50.0000 millones por la mala gestión de los Gobiernos del PSOEEntendió que sólo desde las filas del Partido Popular se defendía la dignidad de las víctimas del terrorismo. Veía cómo los dirigentes de esta formación avalaban en las calles todas las manifestaciones de la conocida como rebelión cívica, en las que se denunciaban las negociaciones del Gobierno de Zapatero con ETA. Y así, en 2005, Toñi Santiago, madre de la pequeña Silvia asesinada por los etarras en el cuartel de la Guardia Civil de Santa Pola, decidió avalar con su nombre y sus apellidos a esta formación. En junio de aquel año se afilió. Ayer optó por romper su carné de afiliada y darse de baja del PP, al sentirse «traicionada».

    Toñi Santiago compareció la pasada semana en la Audiencia Nacional. Ante los etarras que colocaron el coche bomba junto al cuartel de la Guardia Civil, tuvo que explicar, en un relato sobrecogedor que helaba la sangre, el día del atentado.

    Ayer, en conversación con EL MUNDO, Santiago explicó que decidió afiliarse al PP porque en aquel momento entendió que sería firme contra ETA y estaría siempre con las víctimas. Pero que ahora que ha tenido unos días de tranquilidad tras el «duro juicio» y ha podido reflexionar sobre todo lo que ha pasado en el Congreso, se ha dado cuenta «de que mi partido ha traicionado la memoria y la dignidad de mi hija». «Rajoy le dijo a Zapatero que traicionaba a los vivos y a los muertos cuando negociaba con ETA. Ahora, después de votar en contra de la moción de UPyD contra Bildu y Amaiur, ¿a quién está traicionando él?», asegura Santiago muy molesta por lo que considera que un nuevo discurso desde las filas populares sobre ETA. No entiende por qué el PP no se posicionó en el Congreso a favor de ilegalizar Amaiur y Bildu, como pedía UPyD, ni por qué su discurso no fue duro contra la izquierda abertzale, como hasta ahora, sino contra Rosa Díez.

    Tras la votación en el Congreso, Santiago cree que el PP «ha traicionado a los muertos y a los suyos, que estarán retorciéndose de dolor, viendo cómo el presidente del Gobierno se está dejando llevar y está continuando la labor de Rodríguez Zapatero, la hoja de ruta del socialista, en sus tratos con ETA». En su opinión, «seguro que mucho tuvo que ver en este cambio» el encuentro que Zapatero mantuvo en el Ministerio del Interior con el ministro Jorge Fernández Díaz. «Me duele este cambio por mucha gente del PP del País Vasco que ha estado y está siempre con las víctimas del terrorismo».

    Toñi Santiago criticó el comportamiento de Iñaki Oyarzabal, secretario general del PP vasco, al que identifica como uno de los responsables de lo que considera que un giro en la política contra el terrorismo del PP. Le recordó que ella ha ido en las listas del PP por Llodio durante los últimos comicios, y que ha dado la cara siempre. «Me gustaría tener una entrevista con él y explicarle lo que pensamos las víctimas de su discurso. Ahora me he dado cuenta de que nos han utilizado. No nos han manipulado porque, al menos yo, sabía todo lo que hacía, pero sí me siento utilizada. No quiero pertenecer a un PP que no es firme en la lucha contra el terrorismo y que muestra blandeces, que sigue con la traición que empezó el PSOE».

    Toñi Santiago se ha convertido en uno de los estandartes de las víctimas del terrorismo. Su relato en una de las multitudinarias manifestaciones en Madrid contra la negociación con ETA se convirtió en referente. «Sigo aquí para defender la memoria, la dignidad y para que se haga justicia con mi hija y por todas las personas asesinadas por bandas terroristas, ya que quien gobierna España en estos momentos [entonces Zapatero] parece no tener la suficiente valentía para hacerlo», aseguró en octubre de 2011. Arremetió contra Otegi, quien justificó el asesinato de su hija preguntando «qué hacía esa niña en un cuartel de la Guardia Civil». «Y no puedo dejar de preguntarme ¿de qué habrá servido el asesinato de mi hija, si Otegi, como pretende, vuelve a las instituciones vascas?», añadió.
  • 28/02/2012 ESPAÑA

  • «Basura humana» 'transicional'

    El asesinato de Silvia fue el detonante. Al ministro del Interior, Ángel Acebes, le pilló en Denia, junto al presidentZaplana. Los dos se fueron hasta el aeropuerto del Altet para recoger a José María Aznar. Los dos le oyeron decir: «Se acabó, hasta aquí hemos llegado». Aznar ya había dicho eso de «van a pagar por lo que han hecho» en otras ocasiones pero, esta vez, añadió: «No estoy dispuesto a que, por más tiempo, la basura humana que son los dirigentes de Batasuna sigan paseándose impunemente por las calles mientras los españoles tenemos que enterrar víctimas mortales». Y se hizo efectiva la Ley de Partidos. Durante mucho tiempo, los etarras negaron a pies juntillas en público la efectividad de esta norma. Pero mentían. Decenas de documentos internos demuestran cómo las ilegalizaciones iban convirtiendo el «empate infinito» del Estado contra ETA en la derrota de la banda. La propia organización reconoce tras el anuncio del «cese definitivo» que las medidas adoptadas hace 10 años la obligaron a cambiar de táctica. Pero eso no significa que se resigne. Al contrario, el acto de este fin de semana la izquierda abertzale exige que no haya ni vencedores ni vencidos. No es que Batasuna haya sido «insensible a las víctimas». Como dice un experto, «ha participado en el ejercicio del terror optimizando sus resultados y explotándolos política y socialmente». Ahora, con enorme cinismo, emplea fórmulas alambicadas para decir que lo lamenta y que también el Estado ha de pedir perdón. Lo que los expertos policiales destacan es que no le exigen a ETA que pida perdón porque ésta ya les ha dicho que no lo va a hacer y llaman la atención sobre dos puntos: recuperan las exigencias políticas -está acreditado que los miembros del IRA les han recordado recientemente que un trato de paz por presos es un mal negocio- y tratan de reescribir la historia con la comisión de la verdad o con la justicia transicional con las que quieren escenificar que la Transición en el País Vasco empieza ahora y, por lo tanto, todo lo perpetrado ha tenido esa justificación. El PNV ya ha asumido esa necesidad de un nuevo proceso constituyente; el lehendakari López pide la legalización de Sortu, la salida de Otegi, los acercamientos y un escenario político en el que todo el mundo quepa porque, según un dirigente del PSE, en el País Vasco «hasta mi madre se une a una manifestación en la que se hacen esas peticiones». El Gobierno vasco niega que sea para que ETA no vuelva a atentar. Es, asegura, para garantizar la paz social y para que el victimismo no aumente la representación política de la izquierda abertzale. Es un error porque los batasunos tienen un techo electoral, sostienen los mismos expertos. En cualquier caso, alguien tenía que haberse tomado el tiempo de realizar la labor didáctica de explicarle a la progenitora de quien sea que, con ETA sin disolver y los presos sin evolucionar, esas manifestaciones no contribuyen a la revolución ética que se prometió. El Gobierno ha contribuido a construir el escenario actual y de él depende cómo se resuelva. Un alto cargo del PP aseguraba la semana pasada que la estrategia de Zapatero sobre Bildu es la que ha conseguido el «cese definitivo». Y no sabemos más porque el presidente Rajoy no ha dado pistas. Sólo la de que se aplicará la ley. Ayudaría saber qué lectura de la ley.

    lunes, 27 de febrero de 2012

    Los pasos que va a seguir ETA: 1) Comunicado reconociendo el daño causado. 2) Anuncio de disolución. 3) Entrega de las armas. Los pasos que va a segui


    Seguridad
    27 de febrero del 2012/ECD

    Los pasos que va a seguir ETA: 1) Comunicado reconociendo el daño causado. 2) Anuncio de disolución. 3) Entrega de las armas. Es el informe entregado al ministro del Interior

    ETA no volverá a matar. La cúpula de la organización terrorista se está preparando para dar tres importantes pasos en un futuro próximo con los que escenificará su adiós definitivo a la violencia. Menos de un 10% de los etarras 'operativos' son partidarios de retomar los atentados. Es la situación de la banda en febrero de 2012.

    “El proceso de adiós al terrorismo es irreversible. No hay vuelta atrás. ETA jamás volverá a atentar”. Así dice la información reservada que ha recibido el nuevo ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz, nada más aterrizar en el cargo, y cuyo contenido ha conocido El Confidencial Digital.

    La actual cúpula de la organización ha asumido que la violencia no tiene sentido, según las conclusiones de la cúpula de la lucha antiterrorista. De acuerdo con el dossier entregado al ministro, ésta es, a día de hoy, la situación de los etarras que siguen activos y en la clandestinidad:

    -- 50 etarras. Solo hay medio centenar de pistoleros sin detener. Una amplia mayoría son partidarias de no retomar jamás las armas. De ahí que lo que ha transmitido al ministro la cúpula de la lucha antiterrorista sea tan preciso y contundente: “ETA no va a volver a matar”.

    -- Iratxe Sorzábal, Izaskun Lesaka y David Pla llevan las riendas de la organización. No obstante, no existe una cúpula como en los tiempos de ‘Txeroki’ o ‘Thierry’. Ni mucho menos como en la etapa de ‘Pakito’ y ‘Txelis’. De los cincuenta etarras todavía ‘operativos’, unos veinte son los que mandan y toman las decisiones. Lo hacen de manera colegiada. Son los más veteranos y los que más ‘galones’ tienen. Se preguntan unos a otros a través de sus canales y deciden. Los demás no pintan nada.

    -- La actual cúpula de ETA tiene asumido que les resultaría prácticamente imposible volver a atentar. Lo han interiorizado. En documentación que se les ha intervenido aseguran que las Fuerzas de Seguridad les tienen acorralados y que lo tienen realmente difícil. Algún etarra ha dejado escrito que, si se mueve, no tiene nada que hacer: estaría detenido en cuestión de minutos.

    No a la kale borroka

    La información elevada al ministro apunta a que, de los cincuenta etarras en la clandestinidad, entre un 5 y un 10% de ellos se está preguntando en este momento si sería oportuno retomar en alguna ocasión las armas y llevar a cabo algún atentado.

    La cúpula de ETA, es decir, el resto, los que mandan, están progresivamente apartando a estos disidentes. El informe, por tanto, no descartaría alguna acción esporádica, aunque lo considera realmente difícil.

    Además, hay orden precisa por parte de ETA de no realizar ningún acto de kale-borroka. A pesar de las últimas detenciones policiales, ningún ‘borroka’ ha salido a la calle a quemar contendores o cajeros, como sí solía suceder en el pasado cuando la Policía capturaba a un integrante o colaborador de la banda terrorista.

    Los tres pasos que dará ETA

    ETA se está preparando para dar tres pasos próximamente que escenifiquen el punto final a su existencia como organización terrorista. De acuerdo con los datos suministrados al ministro del Interior, y que ha podido conocer El Confidencial Digital, serán estos:

    1. Comunicado reconociendo el daño que han causado sus más de cincuenta años de atentados. La izquierda abertzale lo acaba de escenificar públicamente y la siguiente será ETA. Lo hará con un estilo y unas palabras similares a las que utilizó en su día utilizo el IRA en esa misma ocasión.

    2. Anuncio de disolución. Se comunicará públicamente que ETA deja de existir como organización.

    3. Entrega de las armas. Los expertos prevén que sea un acto similar al que llevó a cabo en su día la disuelta ETA Político-Militar. No tienen constancia de que vaya a ser con el rostro al descubierto.

    Respecto a los tiempos, Interior quiere acelerarlos al máximo. Pero es consciente de que ETA se mueve muy despacio. No hay fecha prevista, por tanto, para ninguna de estas tres acciones.

    Hay informaciones pesimistas

    A pesar de que Interior es consciente de que ETA está prácticamente derrotada, en las últimas semanas han llegado algunos informes al ministerio con datos que no invitan al optimismo.

    Según ha conocido ECD, en estos documentos se puede leer que ETA está intentando reconstruir algún aparato (Jorge Fernández llegó a decir que estaban intentando reorganizar el aparato logístico).

    Todas estas informaciones provienen sobre todo de sus colegas franceses, que siguen de cerca a los terroristas en su territorio. Han detectado, incluso, la incorporación de algún nuevo etarra a la clandestinidad hace escasos días.

    En España, por su parte, la alarma saltó cuando se detectó un seguimiento a una alta personalidad del País Vasco -leer noticia-. Era el primer indicio, desde la tregua, que apuntaba a que ETA seguía activa en España.

    A pesar de todo, las fuentes consultadas por ECD recalcan que se trata de movimientos muy menores y que el reclutamiento no es nada destacable. Remarcan que ETA tiene asumido que su final ha llegado.

    ETA espera que se derogue la 'doctrina Parot' para 'emplear' a los beneficiados


  • ÁNGELES ESCRIVÁ MADRID
  • 27/02/2012 ESPAÑA/El Mundo
  • Quiere incorporar a esos reclusos al «proceso de liberación» y a la «estrategia política», pero las Fuerzas de Seguridad temen que los convierta en su «sanedrín»


    El PSOE quiere arrebatar en la calle lo que le niegan las urnasETA espera la derogación de la doctrina Parot por parte del Tribunal Constitucional para incorporar a su estrategia a los presos etarras que se vean beneficiados por esa decisión.

    Uno de los documentos de la banda, destinado al consumo interno de sus reclusos, asegura que «una vez iniciadas las dinámicas reivindicativas de los derechos básicos de los presos, el siguiente paso es que regresen a su hogar. Esto en la actual coyuntura política se ha convertido en una prioridad, tanto para el proceso de liberación como para la estrategia política general, por lo que podrían aportar los militantes del colectivo y por la influencia que pueden desarrollar a la hora de provocar un auténtico giro social. Para el Estado, sería un punto de no retorno».

    En el citado documento, la organización terrorista no contempla bajo ningún concepto que los etarras que puedan salir de prisión en un futuro por distintos métodos se conviertan en ciudadanos jubilados, sino que les confiere una función, y los expertos de las Fuerzas de Seguridad sostienen que para algunos de ellos, «dado que no han renunciado a su condición de militantes de ETA, esa función es la de constituirse en el sanedrín de ETA».

    Los expertos trabajan con varios escenarios y uno de ellos incluye la constatación de que los miembros de la actual dirección de la banda terrorista tiene muchísimo menos peso que cualquiera de los etarras que pudiera verse beneficiado por la derogación de la doctrina Parot, y consideran que el texto mencionado indica que uno de sus destinos puede ser apuntalar a los dirigentes de la organización.

    El documento fue difundido en octubre, elaborado casi al mismo tiempo que la preparación del «cese definitivo de las acciones armadas», pero realiza una planificación de acciones que se debían realizar en los meses siguientes y un planteamiento estratégico que se ha venido confirmando hasta el día de hoy.

    La banda asegura que «el proceso acarreará una amnistía», pero demuestra tener la paciencia o el cálculo suficientes para aceptar que, «aunque sin una liberación de presos no se concibe la transición democrática que en su momento no pudimos desarrollar, todavía estamos en una primera fase». De modo que lo «prioritario es el acercamiento de presos», porque fortalece el «Proceso Democrático». Y porque «debemos exigir nuestra participación en el proceso y, para obtener esa participación en todos los ámbitos del debate que se produzca, volvemos a insistir, debemos estar en Euskal Herria».

    Pero no es la única prioridad. «Hay tres reivindicaciones que tienen una dimensión más pronunciada: traer a los presos vascos a Euskal Herria, acabar con las penas que abarquen toda la vida del preso y excarcelar a aquellos reclusos con problemas de salud». Y en otro momento del texto añade: «Acelerar el regreso a casa lo máximo posible no sólo de los presos, sino también de los refugiados», incluyendo en estos últimos a los huidos o deportados.

    Cuando se refiere a crear todas las presiones posibles para acabar con las condenas largas de los reos, la organización alude exactamente a «la excarcelación de aquéllos que han cumplido las condenas íntegras (doctrina del Tribunal Supremo) y a aquéllos a los que se les ha aplicado la cadena perpetua (compañeros que se encuentran en prisiones francesas)». Efectivamente, los tribunales franceses vienen condenando a los etarras desde hace unos años a la cadena perpetua revisable, que está incluida en el Código Penal galo.

    Con la referencia a la doctrina del Supremo, los autores del texto se refieren a la sentencia con la que, el 28 de febrero de 2006, el Tribunal Supremo, en respuesta a un recurso presentado por el etarra Henri Parot, decidió que la reducción de penas por beneficios penitenciarios ha de aplicarse no desde la máxima pena de 30 años, sino respecto de cada una de las condenas que un etarra hubiera podido recibir individualmente. Esta decisión, la aplicación de este nuevo cómputo, que alarga la estancia en prisión de los terroristas afectados, está pendiente de una decisión del Tribunal Constitucional, después de que muchos de los etarras que estaban afectados presentasen sus recursos.

    La doctrina afecta a unos 62 etarras, aunque en distinto grado. El ministro del Interior advirtió recientemente que entendía la repugnancia que generaba que etarras con graves atentados queden libres a los 15 años de condena, pero precisó que podían darse dos situaciones: «La de aquellos etarras que han sido condenados y para los que el tribunal sentenciador ha establecido de manera explícita el cómputo de la condena, y aquéllos otros que no. Eso, desde el punto de vista formal. Desde el punto de vista temporal, habría diferencia entre las sentencias producidas con anterioridad y las habidas después de la sentencia del Supremo respecto a la doctrina Parot».

    La banda vincula el «proceso de amnistía» al «proceso de liberación nacional» que debe ir ligado al «proceso de autodeterminación». Y, en cualquier caso, no admite salidas individuales.

    En octubre ya puso las normas a los suyos y se han ido cumpliendo. Previó desde la manifestación que se celebró a principios de enero, exigiendo el acercamiento de los presos, hasta el comportamiento de sus reclusos ante los tribunales. Un comportamiento que ha sido seguido en las comparecencias en la Audiencia Nacional a pies juntillas: «No se pagan multas», «fianzas, sí», «los tribunales no tienen legitimidad para juzgarnos», «Euskal Herria debe juzgar a los vascos», «acuerdos, no, nada de beneficios de carácter individual», «nada de renegar de ETA».

    La organización pretende hacer uso de cada paso. «Hay que obligar al Estado a que dé los pasos que nosotros queremos. Cada victoria en este sentido debe administrarse como un impulso a nuestra estrategia. Y ha de considerarse como un logro del pueblo. Cuanta mayor sea la capacidad de movilización en la calle, cuantos más agentes impliquemos y cuanta mayor sea nuestra capacidad de darle una dimensión internacional al asunto, mayor será nuestra capacidad de victoria».
  • 27/02/2012 ESPAÑA
  • «Nada de pedir perdón»

    A pesar de que la izquierda 'abertzale' dijo ayer que lamentaba haber sido «insensible» a las víctimas de ETA [ver página 12], nada tiene que ver, ni de lejos, con pedirles perdón.

    Los expertos de las Fuerzas de Seguridad han notado que ello tampoco está entre las peticiones que la izquierda 'abertzale' hace a la banda terrorista. Y, según ellos, si no se lo piden a ETA, es porque la organización ya ha dicho que no lo va a hacer.

    De hecho, la postura al respecto de la banda ya habría quedado clara en el documento dirigido a los presos el pasado mes de octubre.

    «Respecto a las víctimas, nada de desagravios, nada de pedir perdón», señala. En cuanto a la «reparación» de éstas, «el Estado ha conseguido conquistar muchos espacios», dice. «Este tema nos llevará bastante trabajo ideológico, pero tenemos que hacer nuestro el concepto de víctima, siempre teniendo en cuenta que ha sido Euskal Herria la víctima de todo el conflicto. Y siempre impulsando la idea del grave perjuicio causado por el Estado».

    «Sus víctimas hacen el trabajo de un 'sherpa' y juegan el papel de lamentar el conflicto. Nosotros, al contrario, usamos a las víctimas para impulsar una solución democrática, y eso es lo que le provoca graves contradicciones al Estado».

    Desde la difusión del documento hasta ahora, varios partidos políticos vascos y también el 'lehendakari', Patxi López, han solicitado el acercamiento de los reclusos a las cárceles vascas, y se ha abordado la regulación de las «víctimas policiales».
  • MIKEL SEGOVIA SAN SEBASTIÁN
  • 27/02/2012
  • 1
  • PORTADA
  • Los 'abertzales' «lamentan» no haber apoyado a las víctimas de ETA como a las «de los Estados»

    Por ahora, en su discurso no existen las palabras perdón ni disolución; tan sólo aproximaciones. Pero sí incluye términos y gestos nuevos. En el pronunciado ayer, la izquierda abertzale «lamenta» no haber apoyado a las víctimas de ETA como a las «de los Estados».

    Viene de primera página

    La declaración leída ayer por la izquierda abertzale supone un indudable aunque insuficiente avance que, sin embargo, no logra desprenderse de su tradicional juego de equilibrios para intentar cerrar 40 años de violencia etarra sin asumir su derrota.

    Su último documento, titulado Viento de solución; construyamos la paz en el proceso democrático, reconoce por primera vez que su posición política ante las acciones terroristas de ETA ha podido causar «un dolor añadido o un sentimiento de humillación para las víctimas».

    El marco que describe ese texto sigue dibujando dos bandos enfrentados y una violencia cruzada que ha dejado víctimas a los dos lados.

    La portavoz de la izquierda abertzale, Maribi Ugarteburu, fue la encargada de leer el documento en el teatro Kursaal de San Sebastián. Lo hizo ante los principales representantes de Bildu-Amaiur, que durante décadas se han negado a condenar los atentados cometidos por la organización terrorista ETA.

    Ugarteburu dijo que sienten un «profundo pesar» y que lo reconocen «sin ambages»: «Nos ha faltado hacia unas víctimas la sensibilidad mostrada con otras», dijo. Un dolor añadido que, puntualizó, han provocado «de manera no deseada».

    Varios renglones después reclamaron el mismo gesto de arrepentimiento «al otro bando», a los estados francés y español, para que reconozcan el dolor causado «a los miles de hombres y mujeres de este país que han sufrido en sus propias carnes la política represiva y de guerra sucia de ambos estados».

    El paso dado por el entorno radical no incorpora ninguna petición expresa de perdón a las víctimas. Tampoco de disolución a ETA. Por ahora, la exigencia a la banda forma parte de una petición más amplia dirigida a avanzar hacia la «desmilitarización de nuestro país».

    En el documento se recuerda que se deben dejar atrás lo que define como años de «guerra y represión». Para ello, reclama a ETA que deshaga sus «estructuras militares» y ponga sus armas «fuera de uso». Y al otro bando, al Estado francés y al español, que se deshagan o readecúen «los operativos armados y represivos creados para el conflicto».

    El texto se esfuerza en poner en valor los pasos dados por ETA y por la izquierda abertzale en los últimos dos años; pasos «unilaterales», subraya, que no han traído «ni traerán» la paz. Para ello creen necesario que se diluyan «otras violencias».

    Bildu-Amaiur reclama al Gobierno que, en el periodo de transición abierto desde el cese de actividad de ETA y hasta la consecución real de la paz, aplique una «Justicia transitoria» que fije unas pautas ad hoc con «medidas políticas y jurídicas» que contribuyan a alcanzar la paz y la reconciliación. Un modelo de Justicia que no busque «vencedores y vencidos, sino una solución de la que todo el país salga vencedor». Entre las medidas excepcionales, en el documento se reitera la exigencia de una política penitenciaria que incluya la excarcelación de los etarras que están enfermos, los que hayan cumplido la mayor parte de su condena y, también, el fin de la dispersión de los presos.

    Junto a ello, el entorno radical exige su derecho a participar en la definición de la «verdad completa» de lo sucedido durante cuatro década, que «será la suma de diversas e incluso de diferentes verdades». Un relato que debería redactar una «Comisión de la Verdad» de naturaleza internacional e independiente, políticamente imparcial, y con «una participación abierta y sin ningún tipo de exclusión», indica.

    El documento Viento de Solución aboga por promover una reconciliación basada en «reconocer el dolor causado y el respeto ante dicho dolor», para lograr sanar «las profundas heridas que nos afligen». Esa reconciliación no debería establecer diferencias entre las víctimas del entorno radical y las que ha ocasionado ETA durante casi medio siglo de actividad terrorista, afirma la izquierda abertzale.

    Un reconocimiento «sin querer proceder a ninguna clasificación del dolor y el sufrimiento, ni a ninguna equiparación entre los mismos», añade. En este sentido, el documento insiste en asegurar que afirmar que ha habido víctimas «en todas las partes» no es un acto «de propaganda», sino un hecho «real e inequívoco».

    Por último, la izquierda abertzale defiende la necesidad de impulsar el diálogo y el acuerdo para evitar que reaparezca la violencia. Los Principios Mitchell deberían centrar ese diálogo para la consecución y consolidación de la paz, indica, e incluir el derecho a defender y materializar cualquier proyecto político, el reconocimiento de la pluralidad y el respeto a todos los derechos, incluido el de libre determinación, añade.